CARTA

November 1, 2013

CARTA

Hace unos días que escribías que en tu tarea de abrir brechas y tender puentes, encontrabas cierta resistencia causada por la mentalidad de las personas. Pues es una realidad que estará presente. Pero nada será en vano y ya hay muchos que han oído y muchos ya han encontrado la brecha que le has abierto y están caminando por su camino. Las grandes causas salen de las intenciones sinceras que son abonadas por las ideas claras de hacer algo que ayude a los demás. Esta es una causa que es ya grande y lo será más en la medida de que no desmayen los que tienen que llevarla adelante. La iniciaste tú y eres el sostén de ella, pero ya no es tuya solamente y estoy seguro que ya es la causa de varias personas que quieren el bien para la humanidad. Tomando como base de que cada persona está en su nivel y que según haya llegado a él, así es la convicción que tiene. Estar en este nivel es buscar las verdades que están en el interior del ser humano, verdades que no son las propaladas por los hombres. Esas verdades, no son más que la verdadera forma de vivir, conectarse a la esencia de la vida que está en nuestro interior. Me agrado mucho lo que dices en un que el cambio tiene que ser dentro del ser humano para que repercuta hacia afuera y no al revés de como esta ahora que la religión desde afuera quiere cambiar al hombre. Alguien dijo que todos los días la vida nos da la oportunidad de cambiar y que el momento mágico para ese cambio es el instante donde se diga si o no a lo que se nos presenta, teniendo el valor de actuar y saber aprovechar el momento preciso. Estar en ese nivel no es algo para vanagloriarse ni creerse mejor; es un punto de partida para comenzar a vivir de forma verdadera, aprendiendo cada día y a la vez indicándoles a los demás como transitar hacia ese objetivo. No se le prometerá nada material, pero si se le indicara caminar hacia algo que es la verdadera prosperidad, que es integral donde todo es posible y ahí está el bienestar verdadero. Siempre habrá personas con inquietudes, personas que no se conforman a llevar una vida condicionada por una tendencia donde todo es manejado por intereses ajenos al bienestar humano y se han dado cuenta, pero necesitan quien les tienda el puente para seguir el camino. En tu misión encontraras al que nació dentro de una familia religiosa y eso fue lo que vio y encontrara como errado todo lo que le sea dicho que no esté en la línea de su tradición religiosa. Este será difícil que entienda. Pero también te vas a encontrar al que nació dentro de la religión, pero después salió y probo las cosas que la religión llama “del mundo” y se debate entre una cosa y la otra, pero tiene miedo dejar la religión por el temor que se la infundido. En este caso oye los argumentos, pero teme liberarse de la religión porque cree que se quedara en el aire y que la única forma de acercarse a “Dios” es mediante la religión sustentada en una iglesia y fuera de eso no conciben manera de encontrar las explicaciones a sus inquietudes. Encontraras también una mentalidad signada por la tradición católica, que esta tan enraizada en las sociedades, que  las mismas personas que no son “cristianas” no se dan cuenta que son víctimas de procedimientos que tienen su raíz en los dos mil años de tradición católica y que tanto influyen en el funcionamiento social.  Te encontraras al que nació en un hogar “ateo” y que más tarde al tratar de encontrar una explicación a los procesos de la vida, o porque estaba agobiado por los vicios o por situaciones complejas relacionadas con su salud u otra índole, se sintió atraído por la “iglesia” y por “Jesús” y entro y se adaptó a lo que le ensenaron. En este caso es difícil de lograr algo. Te encontraras con el que está inconforme con su “iglesia” o su “denominación”, ya que en su interior siente la necesidad de saber verdades, pero teme salir de la religión y solo lo que quiere y se siente conforme es cambiando de denominación, pero nunca satisfecho. Toparas con fanáticos a una religión donde son adoctrinados de una forma que pierden la capacidad de pensar en las lógicas que puede mostrar un estudio de las escrituras con óptica amplia. Encontraras a otros que dicen  que son mesiánicos y que abandonaron el cristianismo y que encontraron las raíces hebreas y te darás cuenta de que solo lo que han hecho es cambiar algunos nombres, pero en lo demás siguen siendo lo mismo. Están los que después de ser ya adultos mayores han conocido por primera vez la religión y de estos se puede esperar poco, porque su emocional ismo por lo que han conocido no les permitirá ver. Encontraras que los que se benefician de la religión pueden ser creyentes sinceros o falsos, pero esos son astutos y no se despegaran de los beneficios. Encontraras a algunos que creen sinceramente, pero que disfrutaron de la predicación de la palabra como un medio de vida y que su arma principal fue infundir miedo si no se hacia lo que estaba ya enraizado como lo que “Dios manda”. Uno de nuestra familia se caracterizó por infundir miedo desde el pulpito y amenazaba y amenaza a las personas con la ira del Creador y la congregación lo bautizó como “el látigo” y al final no aguantaron y lo sacaron de allí. Encontraras al humilde que aunque es manipulado encuentra allí el reposo y ese será difícil que salga. También encontraras al que nunca ha oído nada de religión y tampoco le interesa, pero tal vez ese sea más receptivo cuando oiga argumentos que le demuestran algo que no es religión, sino que les muestra su vida y la explicación a sus procesos. También de estos encontraras los que creerán que solo se le habla para captarlo para un nuevo grupo religioso. Podrás percatarte también que habrá muchos que se creen sabio en su propia ciencia y que creen que se han graduado ya en “la universidad de la vida”. Y otros que se creen infalibles y se sienten graduados de “la universidad de la religión”. Aquí en Cuba no encontraras muchos judíos, a no ser algunos en La Habana, pero si encontraras muchos practicantes de las religiones de origen africano, de las cuales Cuba es de los principales exponentes, y no obstante al sincretismo con el catolicismo, ellos tienen su cosmovisión muy diferente a la cristiana y a la bíblica. También aquí encontraras, como en muchos otros lugares, una nueva corriente, que no se puede decir que entre en el rango de lo que se conoce como religión, y es la idolatría a los aparatos de las nuevas tecnologías. Se le puede llamar una idolatría cibernética o “tecno manía”, también se le pudiera llamar “cibermania” por todo lo que sea relacionado con los equipos de la alta tecnología, tales como los smartphones o teléfonos inteligentes. Esta tendencia se manifiesta mas en las nuevas generaciones que nacieron junto al salto tecnológico que hizo posibles la aparición de estas tecnologías que en si son beneficiosas para muchas cosas, pero cuando se toman como entretenimiento causan una gran dependencia que prácticamente inutiliza la mente. Es curioso ver aquí a tantos jóvenes con tabletas, teléfonos inteligentes y otros de esos equipos, en un lugar donde no se comercializan oficialmente y donde es tan difícil acceder a sus servicios, siendo más allá de lo que se conoce como “caro”. Lo mismo pasa con el acceso a internet.  A veces esos jóvenes ni le prestan atención a los estudios ni a los otros detalles de la vida diaria por estar trasteando sus equipos. Puede ser que encuentres algunos que quieren nacer de nuevo y que han comprendido que es verdad que todo lo que vieron hasta ahora esta al revés y que quieren aprender a enderezar sus vidas acorde a algo nuevo que plantea cosas interesantes, entre ellas, la más interesante es que todo está dentro del ser humano, donde es difícil que alguien vaya a hacer manipulaciones y que todo dependerá de ellos mismos, tratando de encontrar los como y los quisiera. Entonces viendo todo esto y mucho más, hay que tener en cuenta que solo entenderán los que estén para entender y que han llegado a ese nivel, pero es algo que no se cerrara, que seguirá abierto y muchos serán ayudados a ponerse en el nivel adecuado. En los demás quedara la huella de la verdad y aunque sigan donde están, les quedara por lo menos la curiosidad de saber más, porque como has enseñando, no es captar personas, ni reclutarlas para formar denominación alguna. Les habrá picado ese bichito. Entonces adelante, humanamente el tiempo es corto, pero la tarea es grande. Nada será en vano y el Universo permitió que estas aquí ahora y que estemos los demás también. Ahora es el momento y no importan lo que hablen en contra o los que critiquen, porque al final el tiempo dará la razón. Un abrazo. Nos vemos. Hasta más ver